25 may. 2010

GREMIO DE ESCRITORES DEL PERÚ



Inscrito en los Registros Públicos N° 12036041

¡SOLIDARIDAD CON LA ESCRITORA VIVIANA GÓMEZ ESPINOZA!

¡SANCION EJEMPLAR PARA EL DELINCUENTE

GUSTAVO LORA JARAMILLO!

El día sábado 22 ha ocurrido un hecho ante el cual nadie puede ser indiferente: el sujeto Gustavo Lora Jaramillo, ha ejercido violencia verbal y amparándose en su mayor corpulencia física, ha agredido de manera brutal a nuestra querida amiga y compañera, la escritora y periodista Viviana Gómez Espinoza, integrante del Colectivo de Arteidea y del Gremio de Escritores del Perú.

Esto no solo revela que en el país los criminales de todo tipo andan sueltos sino también que los componentes más oscuros de esta sociedad están empozados y prestos a saltar a la superficie con cualquier pretexto. Aquí ya no se trata de la maquinaria de prepotencia y opresión que es el Estado, sino de un individuo con ropaje izquierdista pero con espíritu de rufián.

Viviana Gómez Espinoza, quien aparte de escritora y periodista es docente universitaria y luchadora social, tiene todo el respaldo de nuestro Gremio, y con toda seguridad de todas las instituciones y personas que la conocen y saben de su calidad humana, profesional y literaria.

Por supuesto que una conducta como la denunciada por nuestra compañera Viviana tendrá la sanción que merece. Pero más allá de ello, se nos impone un severo examen crítico y autocrítico sobre el contenido esencial de este hecho, que se reproduce a diario en todos los lugares del Perú, para cancelar en definitiva todo asomo de tolerancia o ambigüedad y tomar posición clara y rotunda. ¡Los derechos de las mujeres al respeto a su integridad son derechos humanos!

Exigimos a las autoridades sanción ejemplar para la cobarde y criminal agresión de que ha sido objeto Viviana Gómez Espinoza, y llamamos a todos los trabajadores de la cultura, a las instituciones sociales, a las organizaciones feministas y personas conscientes, a suscribir este documento de denuncia y solidaridad.

Lima, 24 de mayo de 2010


Por el Consejo Directivo Nacional - GEP

Zelideth Chávez Cuentas, Presidenta

Alejandro Medina, “Apurunco”, Vicepresidente

Jorge Luis Roncal, Secretario de Organización

Javier Garvich, Secretario

Diego Motta, Secretario de Prensa y Difusión

Samuel Cavero, Secretario de Relaciones Internacionales

Lucía Lulli, Secretaria de Economía

Mirian Chumacero, Secretaria de Asistencia Social

Luis Flores Prado, Fiscal

William Gonzales, Secretario de Relaciones Interinstitucionales


Por el Consejo Directivo Provincial de Lima - GEP

Santos Burgos Avila, Presidente

Se adhieren:

Marcial Molina Richter, escritor

Ricardo Ayllón, escritor

Mercedes Benites Elorreaga, fotógrafa

Walter Cier Pino, editor

María Luz Taboada, educadora, EDUCAP

Zuset Rojas, promotora cultural

Armando Arteaga,escritor

Winston Orrillo, escritor

Movimiento Amplio de Mujeres

Charo Gamarra

Denisse Chávez Cuentas

Victoria Juárez

Gina Chacón

Patricia Hoempler

Blanca Merino

Margarita Segura.

Colectivo Runakay

Antonio Escobar Mendives, escritor

Casa de la Cultura Manuelita Sáenz

Edytt Romero Almazàn, escritora

José Zumaita Cevallos, escritor

La Comunidad de los Poetas Inmortales

Presidente: Petroni Gutiérrez Rivera

Coordinador General: José Montes de Oca

…………………………………………………………………………………

DENUNCIA DE AGRESIÓN A LA COMPAÑERA VIVIANA GÓMEZ ESPINOZA

Ayer sábado 22 de mayo de 2010, denuncié a GUSTAVO LORA JARAMILLO por agresión física. La denuncia la hice en la Comisaría de Chacarilla.

La idea de denunciarlo pasa por:

1. El silencio es el mejor caldo de cultivo de la violencia de género.

2. Los mecanismos sociales y políticos que nos ofrece el sistema son tan vejatorios, insuficientes y vergonzosos, que espero que nuestros propios espacios permitan develar y resolver los conflictos.

3. La violencia de género no es asunto de derechas o de reaccionarios. Gustavo es hombre de izquierda, convicto y confeso.

4. La violencia también alcanza a las feministas, yo soy feminista.

5. Gustavo no padece de ninguna enfermedad mental, por lo tanto no lo justifiquemos. Nada justifica golpear a una mujer.

6. Gustavo ha negado todos los hechos. Ha sido por demás soez y ramplón, ha echado mano de argumentos machistas para defenderse en la comisaría. Me ha dado vergüenza ajena escucharlo decirme: ”puta, jugadora, basura…”, y todo aquello que no me ofende sino lo denigra. Ha declarado que la agresora soy yo, que el sólo se ha defendido.

7. Me ha denunciado ante la misma comisaría por robo.

8. Me ha amenazado, aduciendo que tomará más acciones violentas en mi contra, por lo cual lo responsabilizo de cualquier nueva agresión que sufra.

9. No he podido ir al médico legista, por lo cual la denuncia queda en stand bye. No sé si este mecanismo sea suficiente sanción.

10. Los golpes recibidos han incluido amenaza de cortarme la cara con la hebilla de su pantalón, además de ser ahorcada y maniatada en el piso con su rodilla en mi pecho para después sentarse encima de mí. Cuando me derribó lo hizo con patadas tan alevosas que, creo, sólo se hace cuando hay un odio terrible de por medio.

11. No se preocupen, me he defendido. Sin embargo, no es fácil: la relación es de: 75 kilos versus 55, 1.76 m. versus 1.60 y una incapacidad total de tolerancia a la frustración versus una profunda sorpresa.

Amigos, amigas, espero que el espacio que nos congrega permita mirarnos y mirar el contenido estrictamente político de la violencia de género. La violencia de género no es un asunto privado, ni problema de dos, compromete a todos, a todas. Callarnos, morirse de vergüenza o hacer como que no pasa nada sólo permite profundizar el oprobio que ello implica.

Lima, 23 de mayo de 2010

Viviana Gómez Espinoza

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada